20 junio, 2020

Al Atlético de Madrid le gusta sufrir. Los rojiblancos batallaron, sudaron y tuvieron que pisar el acelerador a fondo para que el balón rebasa por centímetros la línea de gol en la meta rival, aunque eso fue suficiente para una victoria ante el Real Valladolid (1-0) que los deja como tercer lugar en la clasificación de LaLiga.

El Metropolitano albergó a los colchoneros por primera vez desde la pausa por la pandemia. Héctor Herrera lució como titular por segundo partido consecutivo en el medio campo junto a Lemar, Thomas y Llorente.