4 julio, 2020

Tres meses y medio para que el fútbol mexicano volviera, y en el regreso Tigres y Mazatlán quedaron a deber. El empate a cero es fiel reflejo de que a los equipos de la Liga MX les costará algún tiempo tomar ritmo futbolístico tras lo mostrado en el debut de la Copa México, celebrado en el Estadio Akron la noche de este viernes.

Mazatlán destacó por la cantidad de errores y desaciertos que presentó el equipo en la zona baja, especialmente en el primer tiempo. Por lo menos en dos ocasiones quedó seriamente comprometido el arquero Miguel Fraga, en jugadas mano a mano con los delanteros de Tigres.