14 octubre, 2020

Se preveía un partidazo en el Nacional de Lima, y así fue. La reedición de la pasada final de la Copa América no podía ser menos. Brasil, en un partido muy pobre en lo colectivo, se llevó los tres puntos ante Perú por 2-4 gracias a una actuación estelar de Neymar, que anotó tres goles y ya es segundo máximo artillero de la historia de la pentacampeona.

Comenzó fuerte Perú, que se la veía con sed de venganza. La presión de los de Gareca asfixió a los brasileños desde el primer instante. Tal fue el desconcierto de la ‘Canarinha’, que Carillo en el minuto cinco hizo saltar la sorpresa. Con un gran disparo cruzado desde la media luna del área batió a Weverton, que no pudo hacer nada. Se materializaba la superioridad.